Información general

¿Cómo detectar un noviazgo adolescente violento?

El crimen de Fernando Pastorizzo, de 20 años, asesinado a tiros por su novia Nahir Galarza, de 19, encendió las alertas sobre las relaciones tóxicas entre los más jóvenes. ¿Hay forma de prevenirlas?

"Te amo para siempre, mi ángel" fue la frase que usó en las redes sociales Nahir Galarza, de 19 años, para despedirse de su novio, Fernando Pastorizzo, a quien horas antes había matado de dos tiros en el pecho.

La adolescente asesinó al joven, de 20 años, con el arma reglamentaria de su padre policía, quien la acompañó a entregarse a la Justicia.

El hecho ocurrió en la madrugada de este viernes en Gualeguaychú, luego de que los chicos pasaran la noche juntos y se trasladaran en moto a una zona alejada de la ciudad, donde finalente se concretó el homicidio.

Rápidamente, los interrogantes sobre el contexto y el móvil del crimen comenzaron a generar gran preocupación: un entramado oscuro de la pareja adolescente revelaría un vínculo violento y tóxico.

El padre de la joven fue quien dio los primeros indicios de la obsesión y la violencia: "Un día mi hija fue a rendir un examen y en 15 minutos tuvo 100 llamados. Era completamente hostigada y hay testimonios de que era golpeada. No la estoy justificando, pero quiero saber lo que pasó".

Mientras que sobre la última noche en la que ambos estuvieron juntos, el abogado de la acusada detalló: "Pasaron una serie de cosas y mucha gente escuchó cómo se mataban a palos".

¿Cómo detectar un noviazgo adolescente violento?

Lo cierto es que el impactante caso encendió las alertas sobre los noviazgos adolescentes atravesados por la violencia. Las situaciones de maltrato y agresiones son cada vez más habituales y extendidas en parejas jóvenes, con manifestaciones como celos y ejercicio del control.

"La gente que es violenta siempre es posesiva y genera aislamiento".

La psicóloga Diana Altavilla enumeró  algunas de las reacciones y actitudes típicas que dan cuenta de un vínculo peligroso.

"Reacciones de miedo, excesiva preocupación sobre las consecuencias de sus decisiones, cautela extrema y minimizar o justificar actos de la pareja son algunos de los comportamientos a los que hay que estar atentos", sostiene Altavilla.

Esos mecanismos enfermizos en las relaciones, además, son potenciados por el uso de las nuevas tecnologías y las redes sociales, que se convierten en los principales medios de control de la pareja.

En el mismo sentido, la psicóloga Adriana Murcia explicó que las personas violentas "siempre son posesivas y aislan a sus parejas".

"Se ponen en el lugar de un progenitor muy estricto y no tienen ese derecho", detalló Murcia.

La especialista dio un claro ejemplo de la presión que ejercen los novios violentos: "En una fiesta familiar, le piden a su pareja que le mande fotos para comprobar que esté allí".

La violencia se transmite de los adultos a los menores

Es fundamental diferenciar las "pasiones", remarca Murcia. "Cuando en lugar de tender a lo erótico lo hacen hacia lo sádico o violento, es porque está prevaleciendo una pulsión de muerte por sobre una de vida".

¿Cómo prevenirlo?

En cuanto a la prevención, Murcia fue muy clara y apuntó "a la crianza familiar".

"Esto se transmite de padres a hijos, por eso los adultos tienen que respetar la libertad y los espacios de los jóvenes para cuidarlos a una distancia prudente", aconsejó la psicóloga.

"Cuidarles la autoestima, ayudarlos sin sobreprotegerlos y hablar abiertamente cuando trascienden estos casos es la mejor estrategia", sostiene Murcia.

La especialista también remarcó que sería muy importante que se realicen charlas en los colegios y no sólo se hable de sexualidad y reproducción.

"Lo referido a lo psicológico social, así como también a lo que implican las relaciones personales tiene más potencia para prevenir este tipo de situaciones", completó.

 

Fuente: Minutouno

Parlantes